Reiki, EnergíaArtículo escrito por Paqui Castro:
Naturópata y Maestra de Reiki


Qué es la Energía Vital

La Energía Vital, Chi o Ki en otras culturas como en la china o japonesa, es el aliento de la vida, es decir, la energía vital de todos los seres vivos y por consiguiente parte innata del ser humano. El término y la idea de este flujo vital está expandido en muchos países de Oriente y se relaciona con el término occidental, vitalidad o energía.
La energía básica para la vida del ser humano se organiza en 3 niveles:
la Esencia o energía más densa, la Energía Vital propiamente dicha y el Espíritu o energía más sutil que se corresponden a las áreas anatómico, fisiológico y mental del ser humano.
Se denominan “los tres tesoros” porque su carencia o escasez debilitan la salud y es por este motivo que se consideran el origen de la vida, por lo que también se les llama “los tres fundamentos”.

Los tres tesoros

  • La Esencia es la fuente original o materia prima de todas las criaturas vivas. La esencia define la naturaleza y las características de todas las cosas. Primeramente la esencia la heredamos de nuestros padres, por tanto, la calidad y cantidad innata caracteriza un estado más o menos saludable durante toda la vida. Se puede adquirir esencia gracias a la respiración y a la asimilación de los alimentos que ingerimos. La esencia regula el crecimiento, la reproducción y el desarrollo de la persona, cuando la esencia se agota se produce la muerte.
  • La Energía Vital está omnipresente en todas las cosas de la vida. En el cuerpo humano, según las propiedades y funciones, se definen los diferentes tipos de Energía Vital básica:
    – La Energía Vital Original y prenatal es transmitida por los padres en el momento de la concepción (la energía Yang la transmite el padre y se fusiona con la energía Yin que transmite la madre);
    – La Energía Vital Verdadera también llamada de fusión se localiza en el pecho, procede del aire que respiramos y de los alimentos.
    – La Energía Vital Defensiva, es el sistema inmunitario energético y tiene el objetivo principal de defender el organismo de los agentes externos, se localiza superficialmente a nivel subcutáneo por todo el cuerpo.
    Cada una de estas energías vitales recorre un circuito preciso en el organismo, con un ciclo temporal propio y determinado. Cuando la Energía Vital fluye de manera anormal en alguno de los doce meridianos, el órgano relacionado recibe una cantidad incorrecta de Energía Vital. Si a una bombilla no le llega suficiente corriente, no puede alumbrar. Lo mismo nos ocurre a nosotros. Si no sabemos cómo generar y mantener nuestra energía vital, entramos en estado de descarga energética y por lo tanto de ineficiencia para enfrentar y manejar nuestra propia vida. Así sucede cuando la mente está en un estado de contaminación, sintonizando con todo aquello (personas, situaciones y los propios estados mentales) que nos produce sufrimiento, angustia, depresión y limitaciones.
  • Estas energías conforman nuestro Espíritu, único e irrepetible en cada uno de nosotros, abarca todos los aspectos de la mente, ambas humana y primordial, incluyendo conciencia y conocimiento, pensamiento y sentimiento, voluntad y empeño, y reside en el corazón. Entidad abstracta tradicionalmente considerada la parte inmaterial que, junto con el cuerpo o parte material, constituye el ser humano; se le atribuye la capacidad de sentir y pensar. Esto se logra considerando al individuo como siendo un todo, como unidad armónica de todos y cada uno de sus componentes, físicos, mentales y espirituales.

Cuida tu energía, tu alma, tu espíritu

1.- Respira: La clave para que uno se sienta mejor es aprender a respirar. Inhalando con el estómago y exhalando por la boca. De esta forma, el estrés cesará y cada órgano funcionará mejor.

2.- Medita: Otro tipo para que la gente mejore su calidad de vida es la meditación. Hay que analizar, pero sobre todo permitir fluir las emociones y situaciones estresantes.

3.- Escucha música: Diversos estudios demuestran que al escuchar música, se estimulan casi todas las regiones del cerebro, además de que mejora el buen humor.

4.- Huele menta: La aromaterapia indica que la menta es un estimulante natural. Su aroma actúa como un disparador cerebral de la motivación y concentración.

5.- Ríe: La risa, además de liberar endorfinas, aumenta tu sistema cardíaco y activa tu sistema inmunológico.

6.- Ama todo lo que te rodea. Vive.


Para contactar o saber más sobre Paqui Castro puedes leer su entrevista

o seguir sus publicaciones en @alquiminatura

Energía Vital

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code